Sweetwell Blog

Enfermedades asociadas a la celiaquía

Creado por Sweetwell México en 05-dic-2017 17:39:50

Celíacos.jpg

Además de los padecimientos que los celíacos deben enfrentar, existe un elemento que viene a complicar en gran parte su situación y es que un paciente de celiaquía tiene 10 veces más posibilidades de contraer algún tipo de enfermedad autoinmune que el resto de la población, ya que son las propias defensas de su cuerpo las que atacan a sus células. La enfermedad celíaca (EC) hace su aparición de forma silenciosa por lo que su diagnóstico en la mayoría de las ocasiones se logra después de la detección de otra enfermedad autoinmune. Generalmente estas afecciones tienen un carácter genético, lo que quiere decir que se puede detectar una misma enfermedad en familias enteras.

En esta publicación haremos una revisión a algunos de los padecimientos asociados a la celiaquía:

Diabetes
En la diabetes tipo 1, que puede aparecer en pacientes jóvenes insulinodependientes, está bien determinado el rol del mecanismo autoinmune de la enfermedad pudiendo formar parte de síndromes poli endócrinos auto inmunes (APS), con compromiso de otras glándulas (tiroides, adrenal, hipófisis, etc.)

En general, la aparición o la sospecha de la enfermedad celíaca es posterior al diagnóstico de diabetes. Esta secuencia le permite al pediatra detectar precozmente la EC en la población de niños diabéticos, iniciar un adecuado tratamiento y prevenir las alteraciones nutricionales.

Osteoporosis

La lesión que caracteriza a la enfermedad celíaca en el intestino delgado, es decir, el aplanamiento de las vellosidades reduce notablemente la superficie de absorción y es responsable de que los nutrientes como el calcio no puedan ser incorporados al organismo. De esta forma se presenta una pérdida de este elemento por materia fecal (si hay mala absorción de grasas) y baja excreción urinaria.

Tal vez te interes leer: "¿Cómo monitorear los niveles de azúcar en la sangre?"

Al aplicar algunos estudios que miden la densidad mineral ósea en los celiacos, se pudo demostrar que la osteopenia y la osteoporosis tienen una posibilidad de estar presentes en un 40 o 70% de los diagnosticados, y que más del 20% de ellos, presenta una densidad por debajo del umbral del riesgo de fractura.

Estomatitis aftosa

Aunque puede confundirse en gran medida con un síntoma, la estomatitis aftosa, mejor conocida como “llagas” de toda la vida, es en realidad una enfermedad que acompaña a la celiaquía, sobre todo cuando se trata de Estomatitis Recurrente Aftosa. Es una patología común, sobre todo si se trata de una intolerancia al gluten. Es un padecimiento que puede desaparecer un par de días pero que seguro volverá en varias ocasiones.

Dermatitis Herpetiforme

El gluten no solo ataca el epitelio gástrico de los celíacos, sino también que agrede a la piel en forma de ampollas que pican mucho. Si se presentan en un codo, también saldrán en el otro, si ataca a una rodilla, la otra sufrirá lo mismo. Siempre será de manera simétrica.

Aunque no todo celiaco padece dermatitis, es un hecho que todo afectado de dermatitis presenta hipersensibilidad al gluten.

Enfermedad tiroidea autoinmune

Otro órgano afectado por las enfermedades autoinmunes es la glándula de la tiroides, la cual puede producir por una parte Hipotiroidismo (que tiende a engordar), Hipertiroidismo (que tiende a adelgazar) y Tiroiditis (que produce inflamación).

Al ser muy similares, las defensas de algunas personas confunden a la proteína del gluten con la tiroides y la atacan. Esto tiene como consecuencia que la glándula deje de desarrollar su función correctamente, es decir, su maquinaria se estropea.

Síndrome de Sjögren

Esta enfermedad es de las de mayor presencia en los celíacos y se caracteriza por secar la boca y los ojos, desgasta los dientes, provoca que te quedes ronco, que tengas problemas a la hora de tragar, pero sobre todo te cansa hasta el agotamiento.

Cabe aclarar que estos padecimientos solo los sufren personas que padecen la enfermedad celiaca pero que no realizan una alimentación sin gluten, por lo que la mejor manera de evitarlos es seguir meticulosamente la dieta adecuada. De esta manera se puede cambiar la historia natural de la enfermedad celíaca, es la forma más eficaz para resolver las alteraciones bioquímicas y mejorar el metabolismo mineral.

En cualquier caso, lo más importante es que cuentes con una supervisión médica que te ayude a llevar un control puntual de los síntomas y alteraciones que pueda a llegar a presentar tu organismo.

Nuevo llamado a la acción

Fuentes: ACELMEX

Tema(s): Celiaquía